merceroura

la rebelión de las palabras

Dejarse enredar por la vida

3 comentarios


Mucho pensar, mucho saber, mucho acumular ideas y pensamientos, pero al final muchas veces en la vida eso no nos sirve para nada…

Porque no nos cuentan que esto va de sentir y atreverse a atravesar lo que más nos asusta. Que no es recordar la fecha sino darle sentido a lo que pasó en ella… Que no es hacerse la foto en lo alto de la montaña sino saber qué hacías allí y para qué y sobre todo madurar durante el ascenso.

Que no va ir de la mano con alguien por la calle a modo trofeo o invitarle a tu cama para que no esté fría, sino que va de compartir, de comprender, de amar de verdad.

No hay nada en los libros que nos vaya a decir cómo vivir la vida si no los leemos con el alma, sino los hacemos carne y nos dejamos enredar por la vida.

No hay nada en todos esos pensamientos que rumías cada día una y otra vez que vaya a mostrarte nada nuevo que no vieras ayer si no te permites salir el círculo y pensar más allá, pensar viviendo, pensar sintiendo, pensar notando y dejándonte de creer algunos de tus pensamientos y creencias más arraigadas…

Deja que tu estómago te diga si vas a o no vas por ese camino.

Deja que tus manos escojan la manzana que te vas a llevar a la boca.

Deja que cada vez que respiras sean tus pulmones los que dicten tus pasos.

Tal vez a veces solo haga falta respirar para saber.

Solo haga falta notar la brisa para decidir.

Cerrar los ojos y verse de verdad, desde dentro, descubrir que no eres esa maraña de ideas que te persiguen.

Quizás el viento sabe más de historias de amor que todas tus listas de ventajas e inconvenientes sobre esa persona concreta por la que no te decides.

Quizás tu intinuición sabe más de negocios que todos tus máster.

Y no te equivoques, no hablo de vivir en la ignorancia.

Adoro los libros. Adoro los pupitres y a los maestros.

Sin embargo, no todos los maestros están en las aulas, no todas las recetas de vida están escritas en los libros.

La vida se cuenta a sí misma una y otra vez a cada paso que das en este camino. Se repite para que te des cuenta de lo que se te escapa y te explica la historia una y otra vez hasta que eres capaz de escuchar y verla de otro modo.

No basta con saber dónde ni quién ganó la batalla, es necesario saber por qué luchaba y tener clara la inutilidad de la guerra. Y eso nunca lo cuentan. Te hablan de héroes y de vencidos, pero nadie te dice nada del vacío que dejaron en las almas de los que les rodeaban.

No basta con saber todas las teorías, aunque sea necesario, hay que sentirlas, comprenderlas, experimentar y abrir los ojos al mundo. Hay que ponerse en la piel de otros para habitar la propia con justicia.

No basta pensar, hay que abrir la mente a pensar distinto. A colocarse en otro peldaño de esta escalera, en la cima del monte más alto, en el valle más profundo, mirando esa verdad de noche y de día. Hay que darse cuenta de todas las verdades que habitan en una sola…

Hay que dejarse llevar por la vida y soltar las respuestas que creemos saber de antemano para abrirse a otras nuevas.

Hay que dejarse seducir sin perder de vista quiénes somos y qué nos mueve en la vida.

No me malinterpretes, no me refiero a no consultar a los sabios, ni a no leer sus libros, ni a no ir a sus clases, hablo de activar esa sabiduría que llevamos dentro luego, tras conocer otras realidades y dejar espacio para que la vida nos sorprenda.

Hablo de vivir y dejar de pasar de puntillas por la vida, de dejar de aparentar que vivimos y que somos mundos separados del todo.

Hablo de experimentar la vida además de hacerse el selfie y decir a todos que estabas allí y que eras falsamente feliz.

Hablo de sentir y ensuciarse, de caer y meterse en el agua a ver a dónde te lleva… De bailar sin saber los pasos de baile y casi sin poder escuchar la música. De caminar sin conocer la meta ni el destino. De soltar aunque deseas retener para saber si aquello que tanto deseas realmente es para ti. De seguir viviendo sin más certeza que este momento presente. Hablo de dejarse enredar por la vida.

Gracias por leerme… Escribo sobre lo que siento o he sentido y el camino que he hecho hasta llegar aquí (aunque todavía estoy a medio camino de algún lugar). En este camino he aprendido poco a poco a aceptarme y amarme (aún me falta mucho, soy consciente).

Si quieres saber más de autoestima, te invito a leer mi libro “Manual de autoestima para mujeres guerreras”.

En él cuento como usar toda tu fuerza para salir adelante y amarte como mereces y dar un cambio a tu vida… Ese cambio con el que sueñas hace tiempo y no llega.

Disponible aquí 

amazon llibre merce amazon

Si quieres saber más de mí, te invito a entrar en mi web y conocer lo que hago. Acompaño a personas y organizaciones a desarrollar todo su potencial a través del coaching, el mentoring y la Inteligencia Emocional. 

www.merceroura.es 

Autor: merce roura

Amo la imprudencia de mis palabras...

3 pensamientos en “Dejarse enredar por la vida

  1. Me ha encantado 😃!

    Me gusta

  2. Pingback: Dejarse enredar por la vida - INICIO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s